Nuevo Mercado Agroganadero de Cañuelas, un emprendimiento de última generación para la actividad bovina

En la década del 90´, el traspaso del Mercado Nacional de Hacienda de Liniers a manos privadas marcó el inicio de una nueva etapa en el barrio porteño de Mataderos. En 1991, la sociedad Mercado de Liniers S.A ganó la licitación para la concesión de este espacio, y comenzaba la cuenta regresiva para su traslado, que se extendió durante más de 20 años.

Con una inversión estimada en los 10 millones dólares, el futuro Mercado Agroganadero de Cañuelas podrá recibir unos 10.000 animales diarios.

El puntapié inicial para concretar la mudanza fue en 1997. Ese año, la sociedad que en aquel entonces estaba compuesta por unas 100 casas consignatarias, compró un campo de 357 hectáreas en la localidad bonaerense de San Vicente.

Si bien se estipuló un plazo de cinco años para el traslado, la crisis de 2001 derrumbó cualquier esperanza, y tras el desfile de presidentes en la Casa Rosada, Eduardo Duhalde intentó llevar algo de tranquilidad  a los consignatarios y les otorgó una prórroga de tres años.

En 2005, la mudanza parecía encaminarse. Estaban listos los estudios de impacto ambiental, los movimientos de tierra en el predio y por el lado de la financiación, estaban bien encaminadas las tratativas para que el Banco Nación otorgue una línea de financiamiento, a tasa subsidiada.

Pero la política se cruzó otra vez en el camino de los ganaderos, esta vez de la mano de medidas intervencionistas del entonces secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno. El clima político fue un freno para las inversiones que requería este emprendimiento, estimadas en unos 20 millones de dólares.

El impasse en torno a este tema se extendió por una década, hasta que la gestión de Horacio Rodríguez Larreta en presentó un proyecto para edificar un polo educativo en el predio ferial de Mataderos. Los tiempos se aceleraron, y los consignatarios empezaron a barajar alternativas.

Con San Vicente descartado, y tras la negativa de la Matanza y algunas conversaciones con el intendente de Ezeiza, Alejandro Granados, un grupo de consignatarios de Liniers crearon una nueva sociedad, Mercado Agroganadero S.A, que adquirió un campo de 110 hectáreas en Cañuelas, sobre la ruta 6.

Este grupo, que contó con el impulso de las casas consignatarias Colombo y Magliano, Sáenz Valiente, Bullrich; Monasterio Tattersall y A.J Mendizábal permitió, después de años de indefiniciones, poner la piedra fundamental para el nuevo mercado.

El último eslabón de este proceso se vivió durante la reciente muestra de Palermo, en donde el Mercado fue presentado de manera formal. Con una inversión estimada en los 10 millones dólares, el futuro Mercado Agroganadero de Cañuelas podrá recibir unos 10.000 animales diarios.

El ambicioso proyecto también contempla una estación de servicio, un centro comercial y un amplio espacio para la recepción de animales, entre otras comodidades. Se apostará a la sustentabilidad, y en ese sentido el directivo reconoció que existe interés por parte de un grupo extranjero para instalar una planta de biogás.

El nuevo predio también buscará albergar a ovinos y porcinos, para empezar a perfilar un mercado de referencia para estas producciones. De esta manera, se pone punto final a la novela de la mudanza de este tradicional mercado concentrador de hacienda, que tendrá su nueva sede en Cañuelas.

Fuente: Infocielo