Argentina quiere alcanzar casi 6 millones de toneladas de carne

 

 

La Argentina estima producir casi 6 millones de toneladas de carne en 2017, tras la eliminación de las retenciones dispuestas por el gobierno nacional a principios de 2016, además de los cupos y las restricciones que se aplicaban a su exportación, dijeron voceros que este lunes participaron de la reunión mantuvo el presidente Mauricio Macri en Casa Rosada con los integrantes de la Mesa de Ganados y Carnes y las organizaciones gremiales  que representan a los trabajadores de la industria cárnica y de la producción.

Al término de la reunión, se supo también que los productores invirtieron más de 26 mil millones de dólares en 2016 y en lo que va del año actual, que potenciarán el crecimiento en los niveles de producción y podría permitir un aumento de la exportación del 80%, a la vez, de mantener los niveles de consumo interno, que hoy rondan los 120 kilos de carne por habitante al año, el más alto del mundo.

La Mesa de Carnes conformada por el sector vacuno, aviar, porcino y ovino se reunió este lunes por primera vez con el Presidente de la Nación, Mauricio Macri.

En la reunión, entre otros puntos, se destacó la creación de 300.000 puestos de trabajo; aumento de las exportaciones de carne vacuna para que pasen de los US$ 1100 millones actuales a US$ 10.500 millones para el año 2025, dijeron también fuentes gremiales que representan a los trabajadores.

Para profundizar este camino de crecimiento, la Mesa de Carnes propuso seguir trabajando en la competitividad a partir de la lucha contra la informalidad en todos los órdenes (laboral, impositivo y sanitario), la generación de acuerdos comerciales, la implementación de seguros multi-riesgo, infraestructura y acceso al financiamiento.

El encuentro, en el que también participó el Ministro de Agroindustria, Ricardo Buryaile, autoridades políticas y entidades agropecuarias –Sociedad Rural, Federación Agraria, CONINBAGRO y CRA, buscó evaluar la actualidad de las cadenas productivas

También participaron en representación de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE),  el secretario Adjunto, Ramón Ayala y el titular del gremio de la Federación Gremial del Personal de la Industria de la Carne, Alberto Fantini, además de otras organizaciones gremiales.

 “Fue una reunión de trabajo. Nosotros planteamos cuales son las inquietudes de los trabajadores, pero además remarcamos que es necesario que el Gobierno intervenga en la evasión que hay en el sector, que estimamos representa a la mitad de la cadena”, expresó Alberto Fantini.

Fantini aprovechó el encuentro para reiterar la necesidad de generar una “nueva Ley Federal de Carnes. Con el cuarteo de la res, se evitaría que los trabajadores sigan cargando la media res en los hombros por todo el país, como viene sucediendo desde hace años. Por eso insistimos en nuestro pedido de que se cumplan las normas sanitarias y de seguridad laboral”, apuntó el dirigente en declaraciones a la prensa.

En este sentido, el dirigente remarcó que “no avalaremos flexibilización laboral alguna para nuestra gente. Acá se debe ordenar la actividad y en primera medida eliminar la informalidad empresaria que daña a la economía del país”.

Sostuvo asimismo, que “tal como se lo manifestamos al Presidente, en Argentina se perdieron más de 17 mil puestos de trabajo. Así que para nosotros no corre el ajuste sino una planificación seria y responsable para la industria cárnica. Hay que atacar la informalidad del sector”.

Reclamó además una fiscalización laboral en los frigoríficos, para combatir la informalidad, y que se paguen todos los impuestos que se tengan que pagar: ART, seguros, obra social, entre otros conceptos