Carbap apunta a algunos intendentes por el mal estado de los caminos rurales

La Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap), junto con la Sociedad Rural de Rauch, reunió en ese distrito a más de 400 personas para debatir el presente y futuro de los caminos rurales.

El encuentro contó con la presencia del ministro de Agroindustria provincial, Leonardo Sarquis, además de varios intendentes.

En diálogo con Cadena Río (88.7 FM), el titular de la entidad, Matías de Velazco, aseguró que “hay varios modelos de gestión en los municipios, algunos que se encargan totalmente de la gestión y en otros es público-privada, mediante consorcios viales o cooperativas. En ambos sistemas hay modelos exitosos y otros que han fracasado, entonces para que esto funcione bien el inicio es un intendente que quiera hacer las cosas bien”.

El dirigente señaló que “nosotros quisimos terminar de poner en conocimiento el problema, para que los indententes recapaciten, que esto se puede hacer”.


Matías De Velazco.

“También que la Provincia esté al tanto, nosotros le hemos llevado cuando asumió este Gobierno carpetas donde les decíamos cuales son los municipios donde no se llevaba adecuadamente la contratación del servicio y la verdad que el Ejecutivo no lo pudo solucionar, no pudo tener injerencia dentro de los municipios. Por eso la Gobernadora propuso este proyecto de tomar a su cargo 12 mil kilómetros de caminos, algo que va a ser difícil de realizar”, evaluó .

El ruralista señaló que Sarquis se comprometió a iniciar el proyecto en tres o cuatro meses, en tramos de 3 o 4 mil kilómetros, adelantando que “para mí se les va a complicar muchísimo la operatoria, la logística”. 

Por otra parte, analizó que “Buenos Aires es una provincia con problemas en los caminos rurarles, La Pampa está mejor. En un relevamiento que hicimos, los números que nos dan dice que el 60% de los mismos se encuentran en un estado de regular a malo. Serían unos 65 o 70 mil kilómetros de caminos rurales en ese mal estado”.

Según De Velazco, esto ocurre por “estados municipales sobredimensionados, entonces cuando el intendente recauda la tasa, en lugar de volcarla donde tiene que ir lo usa para gastos corrientes, para sostener ese exceso de empoleados que tienen los muinicipios”.

En tal sentido, consideró que “Argentina es un desorden desde hace tiempo y se ha perdido la cultura del trabajo, entonces en un país tan desorganizado como este es difícil que se traigan inversiones privadas”.

“En el campo lo que sobra es trabajo, pero cuesta mucho traer gente por lo que dije, que se perdió la cultura de trabajo. También está el tema de los aportes, que son muy caros y torna las cosas inviables, o el tema del costo  laboral”, dijo.